Blog del Faro

Espacio abierto para la reflexión, testimonios y propuestas de docentes, investigadores, asesores técnico-pedagógicos, directores, supervisores, madres, padres y estudiantes.

La biología es puro cuento

En este documento la Mtra. Erika Pérez Verdejo, docente de una escuela secundaria técnica de Cancún, Quintana Roo, nos presenta al cuento como una herramienta que utiliza para favorecer la enseñanza de la biología a distancia a alumnos y alumnas de primer grado de secundaria. Se trata de una buena práctica en la categoría “diseño y uso de materiales educativos”, como parte del ejercicio de sistematización de buenas prácticas de docentes en pandemia, encabezado por Grupo Loga, el Faro Educativo de la IBERO, Proeducación, Pauta y Renaced, y cobijado también por la Red de Mujeres Unidas por la Educación.

Comienza la conversación

Erika Pérez Verdejo
Maestra de la Escuela Secundaria Técnica No. 38 “Carmen Serdán”
Cancún, Quintana Roo

Ubiquemos la buena práctica

Categoría: Uso de materiales educativos
Nivel y modalidad educativa: Secundaria técnica
Grado escolar: Primer grado
Turno: Matutino y vespertino

Fines perseguidos

El objetivo general fue proponer el cuento como un material educativo para favorecer la enseñanza de la biología a distancia con alumnos y alumnas de primer grado de secundaria. Como objetivos específicos se plantearon: i) Diseñar o adaptar cuentos interesantes y agradables que capten la atención de las y los alumnos; ii) Utilizar los cuentos como material educativo para enseñar biología a través de las redes sociales; y, iii) Valorar la efectividad del cuento por medio de evaluaciones posteriores a su lectura.

Puntos clave de la práctica

Esta experiencia puede considerarse una buena práctica porque, si bien la enseñanza de las ciencias naturales en educación básica está orientada por un enfoque pedagógico que propicia el desarrollo de habilidades como la indagación, el cuestionamiento y la argumentación, la educación a distancia derivada de la pandemia por covid-19 exigió una reestructuración de las estrategias de enseñanza, en donde se tornó primordial el lograr la comunicación y el acercamiento emocional con todas las y los estudiantes. Considerando que alrededor del 80% de los estudiantes no sigue las clases de “Aprende en casa”, la lectura y la narración de cuentos es la alternativa más viable y sencilla para transmitir conocimiento a distancia.

Es por todo ello que se diseñó una estrategia con audios o lecturas breves de cuentos subidos a redes sociales, cuyas ventajas radican en la sencilla trasmisión de los conocimientos sin contacto presencial, en el favorecimiento de la comprensión de los temas por el carácter breve de los cuentos, y en la relación, tanto con los intereses, como con las necesidades, de las alumnas y alumnos, ya que la pandemia les ha colocado en condiciones desfavorables.

Así, se diseñaron y/o adaptaron cinco cuentos durante el primer trimestre del ciclo escolar (agosto-noviembre de 2020). Estos cuentos, además, se acompañaron de preguntas para que el estudiantado tuviera la posibilidad de buscar respuestas de forma libre, y ejercitar su capacidad de cuestionamiento y argumentación, posibilitando, así, el pensamiento crítico, además de despertar la motivación y curiosidad por los temas de biología. Para ello también fue importante que, al realizar la narración, la docente se centrara en transmitir emociones que conecten a las y los alumnos y les mantenga con interés en la lectura.

Las preguntas que se realizan de manera posterior a los cuentos están vinculadas a una dinámica de incentivos o recompensas. Las y los estudiantes que responden primero y correctamente las preguntas, acumulan puntos llamados “neuronas de la suerte”, las cuales son acumulativas y pueden ser intercambiadas por recompensas que van desde galletas, paquetes para navegar en internet por tiempo limitado o rompecabezas y que pueden ser distribuidos con facilidad respetando las medidas sanitarias.

Principales cambios observados

Gracias a las narraciones de los cuentos ligadas a la motivación con incentivos se logró un vínculo más efectivo entre la docente y sus estudiantes, lo que trajo consigo otros efectos en el alumnado como el incremento de la participación, una mayor expresión, una actitud positiva, el acercamiento y la confianza.

Así mismo, esta estrategia propició cambios en la percepción y el comportamiento del estudiantado hacia el aprendizaje, al reconocer que las actividades escolares pueden ser creativas y divertidas e implicar desafíos que pueden superarse a base de esfuerzo, disciplina y responsabilidad. Específicamente, se fortaleció el hábito de la lectura, al propiciar que las y los alumnos se concentraran y organizaran sus tiempos para escuchar o leer los cuentos. De igual relevancia, se logró reforzar valores y conceptos científicos que generalmente no se recuerdan por medio de la transmisión teórica y memorística.

Entre colegas: recomendaciones para hacer uso de la estrategia o de sus componentes

  • Considerar al cuento como un recurso útil y flexible, puesto que se adapta para abordar todo tipo de contenidos.
  •  Ejercitar la propia expresión oral y escrita, e incorporar, de ser posible, la expresión artística para hacer las narraciones más interesantes y divertidas.
  • Diseñar actividades que propicien el pensamiento creativo, la imaginación y el esfuerzo, sin abusar de las recompensas, pues éstas pueden incitar a conductas negativas desplegadas con la finalidad única de obtenerlas, en lugar de buscar adquirir el conocimiento.
  • Tener acceso a diversos medios para escribir o adaptar las obras ya producidas, y buscar que éstas sean sencillas. Cabe mencionar que, al ser un relato breve, no se requiere de equipo tecnológico avanzado para grabarlo.
  •  Identificar horarios óptimos para grabar las narraciones, de tal forma que se eviten ruidos externos que afecten la calidad del sonido.
  • Colaborar con las madres y padres de familia para organizar los tiempos de envío de la información y que las y los alumnos puedan acceder a la misma.